La carta de autopromoción: un misil de largo alcance

La carta de autopromoción: un misil de largo alcance
Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp

La carta de autopromoción puede ser la clave para que encuentres un nuevo puesto de trabajo. Cómo si de un misil de largo alcance se tratara permite llegar directamente a aquellas empresas objeto de tu interés.

Una de las mayores dificultades que puedes encontrar hoy en día si has superado la barrera de la mediana edad es la de ser contratado mediante la respuesta a anuncios publicados.

En ese mercado abierto, el de los anuncios de empleo en los portales de internet, aparentemente es donde están las oportunidades. Sin embargo, cuando pasas varias veces el algodón te das cuenta de que las apariencias engañan.

Entre otras cosas, nadie te asegura que el puesto exista. Puede que sea una publicación fantasma para testear el mercado. O tal vez, sean anuncios falsos para generar volumen por una cuestión de imagen de marca por parte de las consultoras de selección.

Además, la mayoría de los anuncios, por no decir todos, están dirigidos a un público joven. En algunos casos, hasta saltándose la legalidad y discriminando a los profesionales con más experiencia.

Con la técnica de enviar cartas de autopromoción no buscas oportunidades mediante anuncios. No trabajas el mercado de superficie. El objetivo es llegar a las empresas que no publican sus vacantes, que son la mayoría.

Utilizar cartas de autopromoción significa hacer algo diferente. Algo tan sencillo como dejar al margen las estrategias de búsqueda de toda la vida. Tampoco necesitamos el curriculum vitae. Vamos a promocionarnos y ofrecer nuestra candidatura de forma espontánea.

La carta de autopromoción: un misil de largo alcance

Continuamente las empresas necesitan profesionales que les resuelvan los problemas a los que se enfrentan. Lo que les ocurre en realidad es que les es muy costoso encontrar ese talento oculto entre la multitud.

Mediante la carta de autopromoción se consigue encajar las necesidades del empresario con las del candidato.

La técnica para hacer ese “matching” es bien simple: te tienen que conocer en tu mejor versión.

Por lo tanto, se trata de enviar misivas con tu propuesta de valor diferencial. ¿Qué es lo mejor que sabes hacer? ¿Cuál es tu talento único y especial? ¿Cuál es la esencia de la esencia de quién eres tú a nivel profesional?

Esta estrategia implica tomar la iniciativa por cuenta propia. Es tener el arrojo de empezar a enviar oleadas de misiles de forma proactiva. Es adoptar una actitud ganadora de querer impactar en la línea de flotación de las empresas.

Carlos Girona es consultor de carrera

Share on linkedin
Share on twitter
Share on facebook
Share on whatsapp

Deja un comentario

Cursos onlaine de recolocación laboral

Cursos online con herramientas, técnicas, estrategias y todo lo que necesitas para tu recolocación laboral a través de videotutoriales.

Solo 10€/mes

Identifícate